Cameron LNG

Los llaneros solitarios del GNL


De viaje hacia el oeste: creación de una nueva actividad desde cero en los florecientes yacimientos de gas de Estados Unidos.


KAEFER no es tan conocido en los Estados Unidos como en otras partes del mundo. Esto puede ser una ventaja, porque permite a la empresa iniciarse literalmente desde cero y definirse en función de sus competencias y servicios. También es un desafío, puesto que EE.UU. es un mercado maduro en el que puede resultar difícil afianzarse.

Escoger la senda correcta es la tarea de Wolfang Richter, director financiero de KAEFER LLC, quien cuenta con la colaboración de Victor Bogos y Ian Carter, y con el apoyo del equipo de gestión de KAEFER de Australia, que posee un dilatado historial. El objetivo común era establecer a KAEFER en el mercado del GNL estadounidense.

Para contextualizar la historia, cabe mencionar que los Estados Unidos son ahora el tercer exportador de gas natural licuado en el mundo y busca ocupar el primer puesto en los próximos cinco años, a pesar de estar situado actualmente en el quinto puesto según las reservas verificadas. En resumidas cuentas, el gas natural, especialmente el gas natural licuado (GNL), está en auge en los EE.UU. Sin embargo, es un mercado consolidado con empresas maduras y experimentadas. Por este motivo, la estrategia es trabajar en proyectos de GNL con clientes existentes y potenciar la pericia y el ingenio de la empresa.

Cameron LNG es una terminal de exportación situada a lo largo del canal Calcasieu en Hackberry, Luisiana. La primera fase de la terminal, que consiste en tres trenes de licuefacción, entró en pleno funcionamiento en agosto de 2020. KAEFER se aseguró el contrato de aislamiento criogénico para las cajas de válvulas y bridas de los trenes 2 y 3 en estos proyectos de enorme envergadura con Chiyoda y McDermott como clientes.

«El mercado de GNL en Texas y Luisiana es tan grande como el mercado en el resto del mundo, no hay otro potencial como este, es único», acota Richter. «Este era el lugar ideal para potenciar nuestra experiencia en GNL adquirida en proyectos en Australia y en el sudeste asiático, por ejemplo, y para consolidarnos en un mercado de rápida expansión y de amplias perspectivas de futuro.»

Sociedades nuevas y nuevas oportunidades

Sin embargo, para lograr este objetivo, hubo que constituir una empresa completamente nueva. «Tuvimos que adoptar un enfoque de obra nueva, de greenfield, como se dice en inglés, —explica Richter— necesitábamos una entidad jurídica, licencias de contratista (lo que suponía superar varios obstáculos), visas con permisos de trabajo, seguros, precalificaciones expedidas por clientes, una nómina de empleados, una identificación como proveedores estadounidenses.

La cantidad de trabajo y papeleo fue sencillamente abrumadora. Por si fuera poco, la nueva asociación debía crearse en el centro del mundo del aislamiento. Houston, Texas, es la meca de los proveedores de aislamientos, allí todos se conocen y saben quién es quién. Y el rumor de que había un nuevo vástago en la zona se esparció como reguero de pólvora.

Experiencia adquirida en el hemisferio sur

KAEFER tiene una excelente reputación en el mercado internacional del GNL, fundamentalmente por el trabajo ejemplar realizado en Australia y en la región de Asia-Pacífico. Según Ian Carter del Centro de Soluciones de GNL en Perth, «la primera ola del negocio de GNL de KAEFER se fue formando aquí y no todo lo que experimentamos fueron éxitos, también tuvimos fracasos. Sin embargo, aprendimos de estos errores, lo que significa que nuestra experiencia puede servir para otros proyectos y organizaciones de GNL de KAEFER.»

Wolfgang Richter coincide y añade: «una de las cosas que he aprendido en mi estancia en EE. UU. es que aquí la actitud es que hay que ‘fracasar con más empeño’. Aquí reina un espíritu emprendedor que considera el fracaso una parte necesaria del éxito.

«La experiencia aportada por los proyectos realizados en Australia es uno de nuestros factores de éxito.»

Wolfgang Richter director financiero de KAEFER LLC

No puedes tener éxito si no has aprendido de los errores que hiciste. Uno de los beneficios que tenemos aquí es la experiencia que traemos de otros proyectos completados en Australia.

Esto no quiere decir que los proyectos de GNL australianos se hubieran caracterizado por los errores y las dificultades, no, significa que cuando se instala un aislamiento criogénico se trabaja con volúmenes de GNL que se reducen 600 veces en un proceso de licuefacción a temperaturas de 163 grados bajo cero, es decir que hay muy poco margen para el error y es imperativo saber muy bien qué funciona y qué no.

La huella que perdura

El centro de competencias GNL australiano se ha convertido en el modelo para el negocio estadounidense. Para facilitar la entrada en el nuevo mercado, KAEFER se asoció con una compañía estadounidense y formaron una empresa conjunta. El socio estadounidense aportó sus conocimientos del mercado local y la mano de obra que se necesitaba. Por su parte, KAEFER contribuyó con sus conocimientos técnicos, la gestión de proyectos, la supervisión y la tecnología de avanzada.

«Fue un desafío —recuerda Richter— especialmente en un mercado consolidado como este. No obstante, hay un futuro brillante para el GNL en la región y KAEFER cuenta con la experiencia y la pericia necesarias para construir un negocio coronado por el éxito.» Aunque se podría comparar a Richter con el llanero solitario de KAEFER, él será el primero en decir que jamás se trata de un trabajo individual: «somos todos parte de un equipo y de una familia y para triunfar dependemos unos de otros.» Gracias a Rick Copping, gestor de proyecto de dilatada trayectoria, KAEFER logró ganarse el respeto de clientes estadounidenses e, incluso, alcanzar una productividad superior a la media.

«Todo lo que hacemos se basa en crear un negocio que sea sostenible en el tiempo, para nuestros clientes, nuestros socios y nuestra gente. Estamos aquí para quedarnos.» Y dicho esto, Richter y su equipo cabalgan hacia el crepúsculo en Luisiana.


Proyectos de GNL en el sudoeste de Luisiana